A quién no le agrada tener un dulce compañero que te haga interesante y divertido los días, quién te reciba alegremente luego de cada tormentoso y agotador día de trabajo y que además no te reclame nada. Si este es tu caso, nada mejor que una mascota de cuatro patas: un perro. Pero no debemos olvidar que estos viene en todos los tamaños, colores, y caracteres así que debemos tomarlo en consideración porque sino sería como tener un hijo y requerir Cambiadores Bebé en todo momento. Es decir, tener un cachorro es sinónimo de estar siempre pendiente de sus necesidades. De esta forma, te recomendaremos algunos tips a modo de garantizar su bienestar.

Sabemos que ya has sucumbido al encanto de algún pequeño cachorro pues son frágiles y bellos, además muchas veces suelen tener semejanza con uno tiernos muñecos de peluche. Pero, ello no es así, pues son muy reales y además requieren de toda nuestra atención con el fin de que crezcan sanos, fuertes y sin ningún problema. Para los expertos, la recomendación siempre es la continua atención y el cariño para los peluditos que son los más pequeños del hogar y también se recomienda para que estén a gusto:

Es importante su edad

Siempre lo más ideal que estos lleguen a nuestras casas en el momento oportuno. Por lo que es prudente que su edad mínima para alejarlos de la mamá se encuentre cerca de los 2 meses desde su nacimiento, de este modo ellos ya habrán obtenido los nutrientes que son necesarios de la leche materna para su desarrollo temprano.

Las vacunas no pueden olvidarse

Cuando son aún pequeños es de suma importancia estar al día con su vacunación, es por ello que debes tomar en consideración que tu pequeña mascota tenga las vacunas iniciales y con ellas la desparasitación adecuada para que su sistema no comience a sufrir desde temprana edad.

Las primeras noches mucho cariño

Es una reacción normal que los cachorros que son alejados de sus madre tiendan a extrañarla y también a sus hermanitos, por eso siempre será un comportamiento normal que las primeras noches llore mucho debido a la ausencia de ellos. Por esta razón es recomendable no sólo tenerles preparada una buena cama, sino también hacerles acompañamiento con un peluche y el sonido de un reloj bajo su almohada, pues el sonido junto a la presencia de un cuerpo físico les hará sentir más tranquilos. Lo que no es recomendable es que se acostumbren a dormir contigo.

Siempre estar atentos a su alimentación

Para que su alimentación se encuentre acorde a sus requerimientos, es recomendable brindarle los mejores concentrados especializados para el cachorro, y además complementarlos con mucha agua. Para nada es aconsejable suministrar ningún tipo de alimento lácteo ya que su sistema digestivo probablemente no los procese de la mejor manera, desencadenando enfermedades como la diarrea.

Se debe jugar mucho

Una de las cosas importantes para su desarrollo es el juego, ya que por medio de él se logra desarrollar lazos con tu amigo peludo, pero además se fortalece físicamente, siendo una actividad que tiene doble finalidad. Todo puedes lograrlo con paciencia, mucho cariño y dedicación, de este modo tu cachorro se criará fuerte, sano y sin ninguna complicación.